Escuchar Radio Magica Video en Vivo Escuchar Radio Mitre

Notas de opinión 1

Publicado en enero 28th, 2018 | por jose rodolfo

0

Sin Careta

Yendo hacia  Carlos Casares a pesar unos camiones se enmudece la radio. Como ocurre con frecuencia, por cortes de energía, no me pareció nada excepcional.
Al salir de la balanza pública, la radio sigue muda.
Entro a la ciudad a hacer diligencias, Banco, trámites comerciales y a la hora de almorzar, reparo en que la radio está prendida, pero sigue muda.
Me estaciono en la histórica Esso de Tomás, lugar de encuentro parroquiano casarense…
Antes de entrar, wasapeo a la radio para averiguar las causas del silencio. Las peores noticias.
“Nos cerraron” escucho del otro lado. “Nos cerraron y nos pidieron que retiremos una publicación”.
¡No podía salir del asombro!! Anacrónico, autoritario e ineficaz, paso atrás que una sociedad nunca debe permitirse dar. Atentado a la libertad y censura que no se pueden disimular. Acá y en China.
No puede ser, pensé. ¡Es una animalada! ¿Será el día de los inocentes? Pero la radio seguía muda, perdón, “silenciada”, que no es lo mismo.
Entré al comedor como un zombie.
Cuatro parroquianos departían en una mesa sobre “Agropecuario” el club de futbol de Bernardo Grobocopatel que es todo un suceso. En otra, se dedicaban a lo atrancadas que están las lluvias y en las consecuencias que ya tendrá para la producción aunque se corte esta seca.
Más allá, en el rincón del salón, una familia almorzaba bulliciosamente de vuelta de las vacaciones en la cordillera. Cada mesa un mundo aparte.
Yo pensaba en que no puede ser tan fácil silenciar una voz, así como así, de un plumazo.
Debe ser un chiste, seguro van a recapacitar… esto no puede estar pasando en pleno siglo 21 y tantos años de declamada democracia.
Me pido un especial de crudo, queso y tomate y manoteo un diario de la pila. Están todos, puedo elegir.
En la esquina del salón más alejada del sector de comedor, lejos del bullicio, hay un living con unos silloncitos donde uno puede tomar un café, esperar a alguien, relajarse y descansar para proseguir el viaje o, si lo desea, pasar un rato de lectura.
Hay una biblioteca donde servirse de un libro y donde uno puede aportar alguno que haya leído. Hay de todo, desde Vargas Llosa, García Márquez o Neruda, hasta Sandra Russo con su historia de La Cámpora.
¡¡Y nosotros con la radio silenciada!!.
El sanguchón? Extraordinario!! Además, se sentaron a mi mesa un par de colegas que me ayudaron a distraerme.
Recomendable la Esso de Tomás (ahora Axion). Un concepto distinto, fresco, con personalidad y estrategia comercial definida que denota una conducta. Te das cuenta hasta cuando pasas al baño. Y está bueno usar todos los ámbitos posibles para trabajar sobre la idea general. Para que todos aprendamos y tengamos claro como UNIR CAUSA CON EFECTO.
En el baño, hay un cartel grande de chapa amurado a la pared que reza:
NO CREA QUE LA TIENE TAN LARGA… ARRÍMESE Y ORINE ADENTRO.
Firmado: LOS QUE LIMPIAMOS EL BAÑO.
¡Que bueno!, cuanta filosofía popular para aplicar en todos los ordenes de la vida.
Efectivamente, pasado el sofocón, la radió volvió a sonar. No podía ser de otra manera. No se puede orinar tan pero tan afuera del tarro.
La libertad tiene estas cosas, a veces duele un poco porque hay que merecerla y, eso, tiene un costo. No es gratis.
La libertad de expresión tiene que ser irrestricta, con el solo límite de la RESPONSABILIDAD.
Podes decir lo que quieras, pero hay que poner la firma…
Y si te gusta el durazno, tenés que bancarte la pelusa. Ese es el precio.
Juan Martín Perkins.

 




Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Volver a Arriba ↑

Animated Social Media Icons Powered by Acurax Wordpress Development Company
raices
Visit Us On FacebookVisit Us On TwitterVisit Us On Youtube